Inicio » Centro de Prensa » Marviva en medios » Pesca de arrastre agita aguas entre gobierno y organizaciones

MarViva en medios

Pesca de arrastre agita aguas entre gobierno y organizaciones

Costa Rica Enero 25, 2016
Tomado de: crhoy.com
Autor: Pablo Rojas
Los pescadores artesanales se mantienen preocupados por la decisión del gobierno. Imagen cortesía de MarViva
  • Fundación MarViva sostiene que se compromete futuro de 15 mil pescadores artesanales
  • Presidente de Incopesca sostiene que iniciativa fue fruto de diálogo transparente

Las relaciones entre las organizaciones conservacionistas y el gobierno todavía no llegan a buen puerto y este año tampoco pinta bien.

Un nutrido grupo de entidades no gubernamentales vigila un proyecto de ley que restablecería la pesca de arrastre semi-industrial de camarón, pese a que la Sala Constitucional emitió un fallo en 2013 donde prohibía esta práctica y ordenó no emitir más licencias. La última vence en 2019.

Jorge Jiménez, director general de la Fundación MarViva, dijo que las relaciones con la contraparte gubernamental no tienen –hasta el momento- punto de mejora. Lejos de eso, mantienen preocupación por la eventual presentación de esa iniciativa de ley.

“En 2013 la Sala IV señaló que era un arte destructivo, que no podía ser utilizado en el país. Nos preocupa porque el proyecto de ley no contempla dato o sustento técnico que nos permita indicar que ahora sí será sustentable y que las deficiencias apuntadas en cuanto a destrucción de fondos, paisaje, daños en economía local, destrucción de la biodiversidad han sido subsanadas”, sentenció Jiménez.

El representante calificó el proyecto como ‘vago y confuso’. Cuestionó que no se especifique alguna acción que vaya a mejorar la sostenibilidad de la práctica y teme por la reactivación de licencias vencidas.

“Nos preocupa que el entendimiento de que primero se active la pesca de arrastre y que después estudiemos que sea sostenible (…) Nos preocupa un transitorio del proyecto de ley donde dice que todas las licencias que hayan vencido tras el fallo de la Sala IV, volverán a ser reactivadas automáticamente con la aprobación de la ley”, cuestionó el director, quien se dijo preocupado por el futuro de 15 mil pescadores artesanales que dependen de la sostenibilidad del recurso.

Desde el año pasado hubo recelos en el diálogo con el gobierno sobre este tema debido al papel de Vivienne Solís Rivera (hermana del presidente Luis Guillermo Solís). Ella es bióloga y forma parte de la Cooperativa Autogestionaria de Servicios Profesionales para la Solidaridad Social R.L. (Coopesolidar), ente que participó y facilitó el proceso de diálogo. MarViva salió de esas conversaciones.

“Es una de bomba de tiempo social. Amerita un esfuerzo de mayor responsabilidad y profesionalismo (…) Es impresionante la poca receptividad y apertura a discutir alternativas o buscar un análisis técnico más riguroso. Hay una posición más ideológica que técnica”, recalcó Jiménez.

Incopesca: “manejamos un proceso transparente”

Gustavo Meneses, presidente ejecutivo de Incopesca, consideró que existe un desconocimiento de los conservacionistas sobre el proyecto y explicó que esto se dio tras el consenso de un proceso de dialogo.

El jerarca calificó de ‘desmedidas’ las posiciones de algunos grupos y reprochó un desconocimiento del proceso, donde la academia también participó.

Es un tema muy sensible, pero manejamos un proceso transparente. Dolorosamente, se ha desaprovechado para plantear y unir esfuerzos que permitan cumplir las regulaciones que se necesitan. Se ha llevado a un plano como de lucha de clases”, concluyó Meneses.

Audio

Todos los Derechos Reservados Copyright 2016 MarViva   |  POLÍTICA DE PRIVACIDAD